Por Luis García

Playa del Carmen, Q. Roo.- Al agua purificada y a pomadas han tenido que recurrir prestadores de servicios de la playa Chun-Zubul, al presentar escozor y sarpullido por el contacto constante con el sargazo descompuesto a la orilla de la playa.

A decir de Carlos, náutico de hace años en esta zona, han pasado hasta 4 meses sin que aparezca nadie a limpiar esta alga marina que despide un insoportable aroma por su descomposición.
En este sentido piden que la limpieza sea pareja porque se está dando prioridad a las zonas donde hay más presencia de turismo extranjero.